Nacional

Diputados harán audiencias para reconfeccionar la reforma educativa.

Se plantea una evaluación distinta donde el maestro vuelva a ser el eje para el desarrollo educativo

 

Ciudad de México. La Cámara de Diputados iniciará el 6 de febrero audiencias púbicas para recibir a académicos, líderes sindicales y docentes de universidades y escuelas normales, para terminar de reconfeccionar la reforma educativa que se espera aprobar la primera quincena de marzo.

Adela Piña Bernal, presidenta de la Comisión de Educación, dio a conocer el calendario de trabajo donde se analizará la iniciativa de reforma educativa que el presidente Andrés Manuel López Obrador envió a San Lázaro el pasado 12 de diciembre.

La diputada morenista y además docente, aclaró que antes, el lunes 28 de enero, acudirá a reunión de trabajo el secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma, quien debe detallar dicha iniciativa presidencial que contempla cambios a tres artículos de la Constitución: el 3, 31 y 73.

Por lo que se refiere a las audiencias públicas, funcionarán como sucedió con la Guardia Nacional, donde los interesados acudieron y luego de ello fue que se modificó el último dictamen elaborado por la Comisión de Puntos Constitucionales.

En el caso de la reforma educativa, los trabajos, después de la comparecencia del titular de la SEP, arrancarán el 6 de febrero con la participación de docentes y representantes sindicales; el 8 estarán especialistas académico, y el 9 se recibirá a escuelas normalistas y universidades.

La legisladora por Morena confió en que a mediados del mes de marzo, ya durante el periodo ordinario de sesiones, la reforma pueda ser discutida y votada en el pleno; por tratarse de reforma constitucional se requieren dos terceras partes de los votos, es decir, 334 sufragios lo que implica que Morena deberá buscar el respaldo de otras fuerzas políticas.

La legisladora recordó que mientras la reforma educativa de 2013 del gobierno saliente se centró en una evaluación “punitiva” contra el maestro, en esta ocasión se plantea una evaluación distinta donde el maestro vuelva a ser el eje para el desarrollo educativo.

“Se considera que la reforma de 2013 afectó la dignidad del magisterio y ahora se dignifica la labor docente. Se habla ahora de una evaluación formativa, que sirva de diagnóstico para la capacitación constante del maestro”, aclaró.

El objetivo de las audiencias públicas, añadió la presidenta de la Comisión de Educación, es para que se beneficie el sistema educativo, recuperando todo el sentir de los actores de este sector en el país.

La reforma que envió el Ejecutivo federal, sostuvo, le da un carácter distinto a la evaluación y se integran conceptos como la universalidad, en sustentar la edición no solo en términos cuantitativos sino cualitativos; “busca el desarrollo integral de los niños y jóvenes, de recuperar la identidad histórica, el civismo, reconstruir el tejido social y para ello la educación es el eje fundamental. La educación se ve como un derecho amplio que está garantizado hasta el nivel superior”.

Dijo que en breve se abrirá una página en internet para que se inscriba quien pretenda participar en las audiencias públicas, y aseguró que habrá diversidad y pluralidad “donde se escuchen todas las voces, no estamos casados con escuchar en un solo sentido, al contrario, nos va a servir mucho escuchar posiciones distintas para tener un criterio más amplió de lo que la gente, la sociedad, las madres, los docentes y a los alumnos, les interesa”.

Y si la evaluación al maestro fue el eje central de la reforma del peñanietismo, ahora, en la propuesta de López Obrador, se plantea una sustitución del Instituto Nacional para la Evaluación Educativa (INEE) por un Centro de Revaloración Magisterial y Formación Continua, con un carácter distinto como “investigaciones, mediciones, formación docente, actualización docente (y seguramente nos estarán visitando los consejeros del INEE)”, comentó la diputada.

Aclaró que el tema no solo debe ser la evaluación, pues por ello fracasó la reforma educativa, donde se consideraba al maestro como el único responsable del fracaso. La evaluación fue a rajatabla, punitiva y ahora se pretende todo lo contrario y escuchar al maestro, dijo.

Piña Bernal indicó que ahora se buscará que la evaluación arroje dónde está mal el maestro y dónde bien, para a partir de ahí ver sus áreas de oportunidad y que su trabajo sea mejor.

“Establecer un diálogo de trabajo con los maestros es el centro. No castigos y reprimendas, sino áreas de oportunidad; ayudar a mejorar donde están fallando”, soltó.

Como parte de la dignificación y revaloración del magisterio, la legisladora sostuvo que ellos son una parte de la sociedad que ayuda en las comunidades, que no solo busca enseñar, sino ver si un niño está alimentado y busca cómo colaborar en ello. El trabajo del maestro, señaló, ayuda a mejorar la sociedad.

En la revisión y dictamen de la iniciativa de reforma educativa, participará también la comisión de Puntos Constitucionales por tratarse de una reforma a la Carta Magna.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *